Tratar la flacidez

La flacidez es la pérdida de firmeza de la piel, es producto de muchos factores, como la disminución de la elasticidad de la piel, la reabsorcion de los huesos que son el soporte más importante, la disminucion del ácido hialurónico, colágeno, la gravedad que hace que la piel caíga más, la perdida de tono de los músculos, la disminucion de la grasa y la disminución o debilidad de los tejidos de sostén, el colágeno y la elastina. Su localización más frecuente es en las zonas del rostro (papada y caída en ángulo mandibular o párpados), en la cara interna de los muslos, la cara interna de los brazos, el abdomen y los glúteos.

Tratamientos

Este tratamiento es una luz que actúa sobre el agua y hace una remodelación de la piel mediante evaporación, al calentar la piel estimula producción de colágeno pero además tiene un efecto de tensado por ese mismo calentamiento, ayuda a la regeneración de los tejidos y es el paradigma del rejuvenecimiento cutáneo.

Un revolucionario procedimiento en el mundo de la dermatología y cirugía cosmética, fruto de muchos años de investigación. Con este tratamiento rejuvenece la piel, reduce las arrugas finas de labios, frente y patas de gallo, además de la flacidez cutánea.

La Radiofrecuencia fraccionada de Dermalaser, es la opción más innovadora para la reducción y el combate contra la flacidez con resultados intensos de forma rápida, indolora, efectiva y con mínima recuperación, estimula la actividad de las células que se encargan de producir las fibras de colágeno, mejorando la textura, calidad y flacidez de las pieles prematuramente envejecidas.

El ácido hialurónico se trata de un material que se introduce en arrugas mediante infiltración y rellena la piel minimizando o eliminando el surco.

Corrige pómulos, hundimientos de mejilla, pliegue de amargura, pérdida de definición de mandíbula. Para camuflar las bolsas y ojeras y el hundimiento por debajo de ellas. Se inyecta con crema anestésica sin periodo de convalecencia

Nuestras soluciones